29 abr. 2013

Canadá busca apoyo en México para luchar contra políticas proteccionistas de EE UU


El ministro de Agricultura de Canadá, Gerry Ritz, terminó una productiva visita a México, un socio comercial clave y también aliado contra Estados Unidos en materia de regulaciones.

El principal motivo de la visita del ministro, quien primero pasó por Washington, fue enviar el mensaje de descontento hacia las políticas proteccionistas de Estados Unidos en torno al comercio de ganado.


El llamado COOL (Country of Origin Labelling), la ley que impone poner a la carne una etiqueta detallando el origen del ganado y su procesamiento, afecta a los productores canadienses, es injusta con el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica y no se ajusta a los lineamientos de la Organización Mundial del Comercio, según es la opinión del Gobierno Federal de Canadá.

Y México piensa de manera similar.

“Una de las principales razones para estar en México es nuestro sector de carnes rojas“, señaló el ministro Ritz en una teleconferencia desde México. “Muchas de las discusiones giraron en torno al requerimiento de los Estados Unidos de imponer una etiqueta con el país de origen de los productos y en Washington me pude reunir con las autoridades para manifestarle nuestro continua decepción con la medida impuesta por su administración”, señaló.

Pero Ottawa no planea quedarse de brazos cruzados. El ministro confirmó que podría llevar adelante varias medidas de retaliación contra Estados Unidos si no ajustan sus leyes a las obligaciones que anunció la OMC, que tienen como fecha límite el 23 de mayo próximo.

Se estima que estas medidas podría tener un valor de hasta un millardo de dólares, posiblemente a través de impuestos. “Nuestra medidas de retaliación podría ir más allá del ganado porcino y bovino“, señaló el ministro Ritz. “Es difícil tomar retaliaciones contra un aliado comercial y al final del día la industria de Estados Unidos se afectaría igual o peor que la canadiense”.


Pero Canadá podría tener un aliado en su cruzada contra el vecino del norte. “Continuamos trabajando con México para mantener todas nuestras opciones abiertas. Quedará de parte de las autoridades mexicanas determinar sus sanciones en caso que Estados Unidos no se ajuste a los requisitos de la OMC“, señaló el ministro.


Un socio comercial sólido

El ministro de Agricultura de Canadá también destacó el valor de México como socio comercial. De hecho 2012 fue un año muy productivo para ambas naciones. Durante ese periodo la cifra de negocios llegó a más de tres millardos de dólares.

Canadá es en la actualidad el tercer destino más importante de exportaciones para México, lideradas por el comercio de aguacates, cerveza, tomates y guayaba. En sentido inverso, México fue el cuarto destino más importantes de productos canadienses en 2012, principalmente canola, trigo y carne.

“Para nosotros es muy importante fortalecer los lazos para integrar nuestras líneas de producción y facilitar el comercio a lo largo del continente norteamericano, pero también nos interesamos en hacer crecer el comercio con Asia a través del pacífico”, señaló el ministro Ritz.

Para el encargado de los temas de agricultura, los cambios al sistema de inmigración, que van desde 2009 con la imposición de visa a los ciudadanos mexicanos, no han tenido un impacto en el comercio entre ambos países. “La respuesta sencilla es que no, de hecho si se ve que nuestra cifra de negocios fue de más de tres millardos podemos ver que no se ha visto afectado por estas medidas de inmigración, las cuales eran necesarias, pues muchos ciudadanos mexicanos se estaban aprovechando del sistema”.